Reportaje de preboda. Alberto y Rosana

Alberto y Rosana tenían muy claro lo que era imprescindible incluir en su reportaje de preboda: sus gatos Flapi y Kira y su perra Gala. El resto ya sería improvisar, dejar las mascotas en casa y dar una vuelta por el parque o por algún lugar atractivo de Calahorra con tranquilidad y dejándose llevar.

Pues eso, empezamos en su casa con los dos gatos y la perra y como todo fotógrafo sabe cuando se trata de mascotas, ante todo paciencia. Nada más verme, Kira (la gata blanca y negra) se metió entre las rendijas del sofá y se quedó un buen rato en lo que al parecer es una de sus guaridas preferidas. No pasa nada, nos tomamos un cerveza y vamos hablando de todo un poco mientras Flapi y Gala se van acostumbrando a mi presencia. Kira a acabó saliendo y me regaló la hermosa mirada de la primera foto. Alberto y Rosana estuvieron jugando con ellos como cualquier día, la mejor forma de captar momentos espontaneos. La clásica foto de grupo, en la que en principio todos miran a cámara, ya es otra historia. Pero bueno, ahí está. Prueba superada.

Con la luz ya cayendo en el horizonte salimos a dar una vuelta por el parque y por El Humilladero, un bonito lugar de Calahorra muy propicio para la ocasión. Lo pasamos bien la verdad. Ellos estuvieron tranquilos y felices y mis ocasionales propuestas para buscar situaciones les parecieron divertidas y oportunas. Incluyendo un ensayo del momento del baile para su boda, que les quedó por cierto muy elegante.

Solo quedan 10 días para la boda, que promete ser intensa y emotiva. También divertida, en ese aspecto intentaré yo poner de mi parte, como es habitual…

Nos vemos pronto pareja!